Phishing 1

17 May Como combatir el spam y el phishing

Como combatir el spam y el phishing
Califica esta publicación

spam 2

Es conocido por muchos que la productividad de una empresa puede ser afectada por la gran cantidad de spam que llega a recibir un trabajador y una empresa. También así pueden llegar a generar grandes perjuicios. Para ello desde hace 3 años que estamos implementando nuestra área de Desarrollo de hosting, liderada por los ingenieros Álvaro Flaño y Tomas Ceruti, quienes trabajan a diario para crear herramientas y aplicaciones únicas que no solo facilitan si no que mejoran todos los servicios del rubro.

Una de ellas fue el primer sistema Anti-Spam enfocado en el mercado Chileno llamado Mail filter que logra reducir un 85% del spam ingresado. Este último puede traer consigo diversos perjuicios tanto en los trabajadores como en las empresas, e incluso que el trabajador promedio chileno puede llegar a perder 3 días laborales al año revisando correo spam.

Otros de los perjuicios conocidos del exceso de spam son hacer que algunos correos importantes sean mal clasificados como no deseados, la falta de espacio en el correo impidiendo que lleguen los demás emails, mayor probabilidad de recibir contenido ofensivo, es decir, publicidad sobre sitios de pornografía, productos sexuales, etc., y inalmente, que puede ser lo más grave, pérdidas millonarias por fraude o phishing.

Para combatir estos perjuicios te entregamos los siguientes tips:

 

   1) Remitente: ara identificar correos maliciosos se debe consultar siempre el remitente del correo electrónico. Si la cuenta de correo tiene muchos números o es difícil de leer, probablemente es una cuenta que envía spam. Por ejemplo: Olsenmulti85898@sgpc.co.uk.

Además, alguien puede intentar engañarte usando caracteres parecidos a los de una dirección real en el campo del remitente de un mensaje, revisa con atención la dirección. Alguien puede usar la letra “l” (ele) en lugar de la vocal “I”.

   2) Phishing: se debe tener en cuenta que las entidades bancarias y en general la mayoría de los sitios web nunca te pedirán que envíes tus contraseñas o números de tarjeta de crédito escritos directamente en un email.

Actualmente tampoco suelen incorporar un enlace a su sitio web para evitar estafas mediante sitios web falsos con fachadas similares a los sitios originales, engañando a las personas para que estas ingresen sus contraseñas (phishing).

   3) Asunto del mail: también debes tener cuidado con el asunto de los mails que recibes, ignorando aquellos que sean de extraña procedencia como por ejemplo para comprar medicamentos. Ejemplo: “farmacia online”.

   4) Enlaces: considera no abrir links que no contengan https (en lugar de http). El https indica que el sitio web tiene un certificado de seguridad que le da autenticidad al sitio web.

 

Ante estos y otros casos, te recomendamos jamás responder estos mensajes de origen fraudulento, siempre reportarlos como spam para así evitar que sigan ingresando a tu casilla de correo y además, cada cierto tiempo ir borrando tu correo no deseado, para que así no interfieran en tu trabajo o quiten espacio a información relevante.

 

Tags: